Como una cubetada de leche fría…


Hoy es un día muy especial para mi, hace un mes que me cayó un balde de leche fría en el corazón, o más bien, que cruzó la puerta de mi casa y logró despertarme por completo. Vivimos buscando la perfección a través del control y claro, nunca la encontramos, y cuando más creemos estarnos acercando, en realidad, nos estamos alejando. Cuando sientas que empiezas a dejar de sentir dolor, da un paso hacia atrás porque en realidad, te estás muriendo. Aclaro, no es lo mismo dolor que sufrimiento. El dolor es inevitable, el sufrimiento es voluntario.
El amor es amor y nos despierta los sentidos, las emociones, los sentimientos y con ellos, la risa, el llanto, el enojo y hasta el berrinche. El amor es la leche fría que nos despierta y nos recuerda lo que es estar vivos.
¿Y qué hacemos cuando de pronto nos damos cuenta que empezamos a reaccionar de formas que no acostumbrábamos, (aparentemente inmaduras), cuando los esquemas se nos rompen, cuando llega el ansia desmedida por saber del otro, por estar con esa persona, sentirla, tocarla, cuidarla, fundirte en ella y quererla sólo para ti? Pues amar esas emociones, abrazarlas, sentirlas, experimentarlas profundamente, valorarlas y darnos cuenta de que estamos enamorados. En pocas palabras: “agradecerlas”.
Lo que sigue es aplicar la palabra mágica: “fluir”. ¡Esa es la perfección, fluir, permitir, dejar que la vida nos suceda!


Fluir con lo que somos, con lo que sentimos,  con lo que el amor va dictando y nosotros escribiendo… y aprender a que ese fluir fluya con el del otro para volverse dos ríos encontrándose en un sólo mar de leche fría.

Al principio de una realación, todo parece color de rosa y luego termina poniéndose color de hormiga, pero se debe a que nosotros decidimos ir pintando de diferente color.
Cada que hagas el amor y explotes el cuerpo, usa esa fuerza, esa energía para tocar el alma del otro, para entrar y descansar en ella.
Cada que discutas con la persona, no dejes de mirarla a los ojos y vuelve a llegar hasta su alma, tócala y descansa en ella. Porque su alma será siempre tu refugio de amor, porque ahí estará siempre el color rosa que se nos regala al principio de cada relación.
Pero este blog no es para dar consejos, es para celebrar los desequlibrios, las sorpresas, para compartir la magia de la perfecta imperfección.

¿Qué pasaría si decidiéramos empezar a amar las diferencias del otro?
Las diferencias siempre nos unen porque nos cuestan trabajo y nadie quiere tirar a la basura su esfuerzo, su obra de arte.

Si la teoría se vuelve práctica, ya tengo una tina de leche fría en la cual bañarme de ahora en adelante y acompañado… ja, ja, ja
¡Ayer me dijeron berrinchudo! Y si, hice tremendo berrinche porque quería estar con la persona y no podía. Quizás esa persona pudo ver más allá de mi berrinche y darse cuenta que, en realidad, era porque quería estar con ella. Entonces me dijo: “eres un berrinchudo y amo tus berrinches. Nadamás de imaginarme tu trompa parada y el ceño fruncido, me dan ansias por no poder abrazarte ahorita  y me enamoro más”.  Y claro, hice más berrinche porque ya tenía mucho más ganas de estar a su lado. Ja, ja, ja. “La vida es un juego y hay que aprender a jugarlo”. Quien se la toma tan en serio, pierde.


Si alguien logra enseñarnos a amarnos tal y como somos, a abrazar nuestras debilidades y a aceptarlas… creo que esa persona se tatuará en nosotros y nosotros en ella. Pero insisto, para poder lograr esto, es necesario llegar a tocar el alma cada vez que hacemos el amor, llegar mucho más adentro de lo que la piel nos permite. Todos tenemos ego, todos somos inseguros, todos tenemos miedos por una simple y sencilla razón: son parte de nosotros. Así que aprendamos a amar eso, a abrazarlo y a no resistirnos a sentirlo. “Lo que genera el enojo no es sentir, sino la resistencia a hacerlo”.

“Uno aprende a amarse a través del otro, porque cuando logramos superar al ego por amor, nos damos cuenta que hemos crecido y ganado libertad”.

¿Qué somos si nos somos nuestras realaciones?
Si no nos relacionáramos con nadie, simplemente no existiríamos. No podríamos sentir amor, cariño, ternura, dolor, alegría, emoción, odio, rencor, felicidad, tristeza, …
Ahora nos damos cuenta que existimos a partir de lo que nos atrevemos a sentir por los demás, y mientras más nos permitamos experimentarlo, más grandes nos volvemos, más colorido e interesante se vuelve nuestro paisaje.

Si, si nos ponemos de profundos vamos adecir que “no somos nuestros pensamientos, no somos nuestras emociones” y en esencia, esto es real, porque en esencia somos sólo amor y perfección, pero para poder comprenderlo es necesario vivir su contraparte.  Entonces, si queremos ser felices, debemos aprender a ser absolútamente humanos y amar esa humanidad con humildad, no resistirnos a ella.  Este es el verdadero juego…  “Aprender a enamorarnos de lo que somos y también de lo que no somos, porque en realidad, todo es perfecto”.
“Amar la luz y la oscuridad es lo único que da libertad”.
Hay una frase de una cancion que compuse hace mucho y me encanta:
“Para llegar al cielo, hay que perder el miedo al infierno…”

Así que a amar con todo lo que somos y  todo lo que es y está. Más esencia y menos apariencia para vivir ilimitadamente, para amar ilimitadamente, para sentir ilimitadamente.

Yo creía que me conocía, pero hoy, me miro al espejo y ya no se ni a quien estoy viendo… ¡Que maravilla!
Y no creo andar tan mal, porque Sócrates dijo:
“Yo sólo se que no se nada” … y ni de eso estoy seguro. Ja, ja, ja.

Al final, la vida es cambio constante y es de sabios cambiar de opinión.
¡Lo que no cambio por nada es el amor y la leche fría!
Chavo.

P.D
Hey you… ¡Te amo!
Gracias por pintar de azul turquesa mi vida…

5 comentarios sobre “Como una cubetada de leche fría…

  1. Chavo, Chavo, Chavo. Me da un gusto tremendo verte asi tan lleno de amor, los derramas por todos lados, como la leche fría de la que tanto hablas. Hubo un momento durante la lectura que me fui, me desconecte y me pregunté ¿volveré a sentir un amor tan inmenso una conexión tan perfecta? aghhhhh, espero que si, una vez que aterricé me dije “mientras seguiré disfutando lo que escribe Chavo para tomar nota cuando llegue ese complemento a mi vida” Gracias por compartir tus momentos, pensamientos y sentimientos. Te quiero, besos

  2. Chavo!!! Que forma más increible de describir los que es el amor!!!
    Yo que ultimamente me enamoro y desenamoro!! Jajajaja, justo eso es lo que quiero, un amor para entregarme por completo y me haga dudar de lo que soy y quien soy!!!
    Que hermoso, no sabes como disfruto contigo de este tu primer mes!! Felicidades!!
    Te quiero un buen!!! Besos!!! Y gracias por seguir compartiendo tanto y tanto de ti!

  3. La costumbre nos hace olvidar el mirarnos a los ojos…Que cierto!

    Disfrútalo mucho Chavito…nosotros ya lo hicimos nomas de leerte!!!
    Ayyyyyyyyyyy voy a darle un besote a mi marido!
    =D

    Gracias!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s